Ideas low cost para la primera cita

Si es la primera vez que vas a salir con esa persona que te encanta, seguramente estarás nervios@. Es normal, sientes las famosas mariposas en el estómago y te estrujas los sesos para que todo salga bien, piensas en el modo de conseguir que la primera cita sea perfecta. Sabes de sobra que lo importante sois vosotros, los protagonistas, pero no te equivocas cuando piensas que un escenario agradable siempre ayuda. Sin duda, las opciones son muchas, pero una cena o una comida es un buen modo de romper el hielo. Elegir un pequeño local, una franquicia de restauración con comida típica, algo sencillo e íntimo pero agradable y acogedor.

No hace falta gastarse mucho dinero, hay opciones sencillas y agradables de pasar el día con la persona que te gusta. A continuación te contamos algunos planes originales para sorprender a tu cita, pero recuerda que lo importante es que os sintáis cómodos y que os riais mucho juntos.

  1. Un paseo en bici: Puedes alquilar un par de bicicletas y conocer la ciudad desde otro punto de vista. Es un plan urbano y sostenible, una buena forma de compartir tiempo juntos de perderse por las calles y descubrir muchos rincones juntos, sin duda será especial.
  2. Enséñale tu lugar favorito: Seguro que conoces un lugar especial, ese al que te escapas para evadir la rutina, para reflexionar o poner en orden tus ideas. Un lugar que te calma, que te hace sentirte mejor. Podéis visitarlo juntos, compártelo con esa persona tan especial, podéis hacer un book de fotografías, jugar a captar la belleza del entorno y de vosotros, donde no pueden faltar un millón de selfies. Después, si todo ha ido bien y te apetece volver a quedar puedes hacer un montaje con las fotos e imprimirlo para regalárselo de recuerdo.
  3. Eventos y conciertos: El verano es la época ideal para tener una cita original. Los eventos, las fiestas, los conciertos gratuitos al aire libre se multiplican por la geografía española y es una buena idea para ese primer encuentro. Os sentiréis más relajados, pasándolo en grande y quién sabe, puede que en esa primera cita escuchéis vuestra canción, esa que os acompañará en la aventura que será vuestra historia.
  4. Cine en casa: Es un clásico. Romántico y económico. Puede que no sea muy original, pero es tranquilo y agradable. Un buen modo de poneros al día sobre vuestros gustos y disfrutar de una buena película en la mejor compañía posible.
  5. Atardecer romántico: Una terraza, una azotea o un mirador apartado son lugares mágicos para ver la puesta de sol, mirar las estrellas o tener una cenita romántica. Siempre puedes visitar algunas de las franquicias de Eat Out y llevarte comida take away para que no os falta de nada. Le sorprenderás.